Diferencias entre las señales de tráfico de prioridad
Señales de tráfico: la señal de ceda al paso vs la señal de stop
12 septiembre, 2018
Ver todo

Cómo aparcar un coche paso a paso

los mejores trucos para saber cómo aparcar un coche

Saber cómo aparcar un coche es una de las cosas que más se suelen resistir tanto a los alumnos que aprender a conducir como a los conductores más experimentados. No es para menos. Se trata de un apartado de la circulación que pondrá a prueba tu habilidad al volante durante toda tu vida. Habrá días en los que te sientas totalmente inspirado y meterás el coche a la primera en los huecos más ajustados, y otros, en los que por muy sencillo que sea el aparcamiento, serás totalmente incapaz de realizar la maniobra necesaria para poder estacionar el turismo de la manera correcta. Y como nos ha pasado a todos, después de 10 minutos peleado con el volante, las marchas, las dimensiones de tu vehículo y la acera, desistirás e irás a buscar un sitio más fácil.

Para que no te ocurra esto muy a menudo, en la Autoescuela Aula 4 vamos a darte todas las claves. Vamos a repasar todos los consejos necesarios en cuanto a referencias a tener en cuenta a la hora de aparcar, para que esta tarea no se te resista en el examen de conducir (donde un fallo de este tipo puede ser decisivo), ni tampoco en tu etapa como conductor, en la que no querrás ser un estorbo para el resto de usuarios, ¿verdad?

Trucos para aparcar un coche y no volverse loco

En lo que al aparcamiento de coches se refiere, existen varias técnicas que nos servirán de mucha ayuda en nuestra etapa formativa y también durante nuestros primeros pasos como conductores nóveles. No obstante, será la experiencia el factor que realmente os ayude a interpretar cada tipo de situación como se merece para aplicar los distintos tipos de maniobra en cada momento. Pero ciñámonos a la realidad, si estás leyendo esto, seguramente seas un aspirante a conductor o un nóvel que comienza a lucir esa ansiada L. Así que sigue estos consejos que te damos a continuación, te darán la confianza que todo novato necesita y te sacarán de cualquier bloqueo que puedas tener al volante.

Aprende a aparcar de las diferentes maneras paso a paso con estos consejos

Empezaremos por el caso que se da con más asiduidad: el aparcar en línea. Se trata de la situación más común, ya que la mayoría de estacionamientos son de este tipo. La teoría es sencilla: hay que dejar el coche en paralelo a la vía y a la acera, vamos a ver qué tal se nos da la práctica. Si no hay otros turismos aparcados, no hay problema alguno, el inconveniente surge cuando has de elegir un hueco y meter el vehículo en él en un periodo de tiempo limitado (no superior a los dos minutos).

¿Cómo aparcar en línea?

Para saber cómo actuar en esta situación y cómo aparcar en línea, la clave está en tomar bien todas las referencias que tengamos a nuestro alrededor. La posición de inicio también es importante. Debemos colocar nuestro coche en paralelo y a una corta distancia del turismo que esté delante del hueco, de tal forma que la parte trasera de nuestro vehículo coincida con la suya. Giraremos el volante totalmente en la dirección en la que vayamos a meter el turismo y pondremos la marcha atrás, y ahí surge el principal escollo: ¿cuándo debo girar hacia el otro lado? Ahora es cuando el retrovisor que hay en el lado de la carretera juega su papel, en el momento en el que seas capaz de ver por él los dos faros del turismo que hay tras de ti, gira el volante hacia el otro lado y sigue lentamente introduciendo el coche en el hueco yendo marcha atrás.

Una vez veas en el retrovisor central la luna del coche que tienes a tu espalda totalmente recta hacia tu posición, y seas capaz de ver por ambos retrovisores la línea de aparcamiento así como la acera totalmente en paralelo, tendrá el vehículo en la posición correcta. Tan solo te quedará poner la primera marcha para colocarlo en una distancia correcta.aparcamiento en batería y aparcamiento en línea

Cómo aparcar en batería: mucho más fácil de lo que crees

Aparcar en batería, es decir, en perpendicular respecto a la vía puede parecer a simple vista una tarea mucho más compleja, pero lo cierto es que la maniobra para estacionar en este tipo de plazas es mucho más sencilla de lo que se suele creer. Eso sí, aquí la posición inicial juega un papel mucho más importante si cabe.

Es algo difícil de explicar pero fácil de entender, así que presta atención. Pongamos una situación en la que veamos un hueco y tomemos como referencia el coche que hay aparcado justo en el lugar previo al sitio que hemos visto. Tenemos que mantener una distancia de un metro o metro y medio respecto al vehículo que vayamos a aparcar a su lado. Nos situaremos totalmente en perpendicular a él, y nuestro morro (o culo) deberá estar perfectamente alineado con el faro más cercano al aparcamiento (es decir, si la plaza está a la izquierda del turismo, tomaremos como referencia el faro izquierdo y viceversa). Si nos colocamos bien y a la distancia que hemos comentado, solo tendremos que girar el volante en la dirección en la que vayamos a meter el vehículo, poner la primera marcha o la marcha atrás según la situación, y el coche entrará en el hueco a la perfección.

En este vídeo podrás ver todo lo que te hemos contado:

Como ves, aparcar coches puede ser mucho más sencillo de lo que crees si sabes cómo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *